Vivir mejor con menos: minimalismo como estilo de vida

25/02/2021 Todos hemos escuchado hablar del minimalismo y la mayoría lo asocia con el diseño de interiores o arquitectura, sin embargo existe un minimalismo menos conocido que va más asociado a una filosofía o meta: vivir mejor con menos.

Si has vivido bastante estresado, agobiado por tanta presión de la sociedad, llevar un estilo de vida minimalista podría interesarte.

Cuando llevas una vida minimalista descubres que no necesitas mucho para sentirte pleno y realizado.

Si estás buscando llevar una vida más sencilla y tranquila, no dejes de leer ya que hoy te explicaremos cómo lograrlo a través de un estilo de vida minimalista.

El objetivo principal del minimalismo es ayudarte a conseguir tu libertad.

Esto implica liberarte de tus miedos o temores, preocupaciones, culpas, depresiones, así como ayudarte a escapar del consumismo excesivo, el que te invita a comprar cosas que realmente no necesitas.

Muchos piensan que vivir con poco es pasar necesidades, pero esta no es la idea del minimalismo. Tampoco se trata de que vivamos mal o que dejemos de comprar aquello que nos gusta.

Más bien es una propuesta para que vivas conscientemente, de tal manera que tengas el espacio, el tiempo y la libertad para seguir lo que te hace verdaderamente feliz.

Cómo llevar un estilo de vida minimalista

Quizás los primeros pasos te resulten un poco difíciles porque implican que realices cambios radicales en tu forma de pensar y actuar, sin embargo a medida que vayas adaptándote al estilo minimalista te sentirás cada vez mejor de vivir así.

Aquí te dejamos unos cuantos consejos útiles y prácticos para comenzar a implementar este estilo.

Deshazte de lo innecesario: El estilo de vida minimalista te invita a deshacerte de los excesos del mundo que te rodea. Principalmente de los excesos del consumismo, de la acumulación de bienes innecesarios, de tener demasiadas cosas por hacer sin organización, demasiadas deudas, demasiado ruido.

No acumules: Quienes llevan un estilo de vida minimalista han comprendido que ahorrar es sinónimo de una vida más ligera.

Mientras menos acumules ropa, zapatos, productos, y todo lo que puedas imaginarte, menos dinero tendrás que gastar en sus mantenimientos o cuidados.

Esta manera de vivir te dará una sensación de plenitud ya que tu apego a lo material comenzará a desvanecerse, y muy rápidamente tendrás el poder de equilibrar tus finanzas y usar tu dinero más inteligentemente.

Sé ordenado:  El estilo de vida minimalista está totalmente relacionado con el orden. Mientras menos posesiones tengas, pues más fácil será mantener tus espacios y tu vida organizada.

Recicla todo lo que puedas: desde los envases de los alimentos y productos que consumes, hasta las hojas en la escuela o trabajo. Esta acción ayudará al medio ambiente, así como a que puedas tener mayor orden.

Libérate: Deja ir todo lo que distrae para que puedas crear experiencias nuevas, de un trabajo que no te permite crecer, de una relación toxica, libérate también del ruido externo e interno que no te permite pensar claramente.

Dona lo que ya no usas: Limpia tu casa, oficina, cajones, tu auto y hasta tu bolsa, y selecciona todas esas prendas que ya no te pones o artículos que ya no usas, así como todo lo que ya no te resulte útil y dónalo. No tienes que tirarlos, más bien asegúrate de ayudar a otros al proveerles eso que para ti ya no es realmente valioso ni importante, y estarás haciendo el bien por partida doble y en simultáneo. Incluso, podrías venderlos y ganar dinero extra.

Se cuidadoso con la información que consumes: No tienes que desconectarte por completo para adoptar un estilo de vida minimalista, sino destinar tus horas a crecer, evolucionar y vivir el ahora con total plenitud y felicidad, en lugar de pasar todo el día sumergido en internet.

Consume menos información o contenidos en las redes sociales, ve menos televisión y enfócate en compartir tu tiempo con tus seres queridos, o ejecutando acciones que te permitan sentirte libre.

Medita. La meditación es un estado de consciencia, es una técnica de relajación que te permitirá estar en sintonía con tu ser interior, con tu fuerza y tu paz, lo cual es fundamental para hacer fluir tus energías, y deshacerte de cargas psicológicas o emocionales que no puedes controlar ni cambiar, pero que igualmente te agobian.