Tips para la educación de tus hijos desde casa

23/04/2020 La situación de contingencia actual ha requerido la suspensión de clases en las escuelas, dando paso a la modalidad de estudiar desde casa. Para muchos padres es complicado llevar este proceso, por lo cual hoy tenemos algunos tips para ayudarte.

Para comenzar debemos ver que esta es una oportunidad para afianzar lazos con los niños que normalmente los horarios laborales no permiten.

1.- Habla con ellos. Explicarles la situación es el primer paso. Los padres deben contarles de manera didáctica qué es lo que está pasando y por qué es importante aprovechar el tiempo haciendo cosas útiles como estudiar. Si son muy pequeños, puedes explicarles con dibujos y enseñarles a través de juegos los cuidados básicos que deben tener como lavarse las manos correctamente y no tocar el rostro, ojos o nariz. Dales a entender que este periodo no es un día festivo extendido, sino que deben seguir aprendiendo desde casa, como si fueran a la escuela. Es importante establecer una estructura.

2. Define un horario. Así como en la escuela cumplen ciertas reglas, es importante que los niños sigan un horario en casa que les permita tener un momento de estudio de calidad con las tareas que le dejan en el colegio o las que les puedas adecuar. Además, se pueden reforzar algunos hábitos como la limpieza, la colaboración y el orden del hogar, etc. Un buen consejo es apegarse a los plazos propuestos por las escuelas, la mayoría de los maestros estará enviando las actividades semanales para tus hijos, síguelas pero también se flexible según el progreso de tu hijo. La comunicación es clave. Consulta con tu hijo cómo va progresando, ofreciéndole ayuda cuando sienta necesitarla.

3.- Designa un área en el hogar para que tu hijo pueda concentrarse en el aprendizaje. Preferentemente que no sea su recámara, para que así pueda percibir que no está en un momento de descanso o relajación. Puedes decorar el espacio con un pizarrón, sus personajes favoritos, pero sobre todo que sea un espacio dónde pueda estar cómodo y con buena iluminación.

4.- Trata de limitar las distracciones. Procura apagar el televisor y desactivar las notificaciones de cualquier aplicación durante el tiempo de estudio.

5.- La tecnología a tu favor, sin abusar. Esta debe ser usada de manera adecuada para acceder a programas educativos, librerías online o tours de museos. Que estos momentos sean cortos y de máximo una hora.

6.- Mantente cerca. Si a tu hijo le resulta difícil una tarea en particular, vuélvete disponible para hacer sugerencias y responder sus preguntas, pero procura dejar que él complete su tarea por cuenta propia lo más que pueda. Si no sabes la respuesta, trabaja con tu hijo para hallar una solución. Deja que tu hijo, cuando ello sea posible, se autorregule, es decir, que tome el control de su propio aprendizaje y no confíe tanto en tu apoyo. Quizá debas retroceder un paso para que tu hijo refuerce un concepto antes de abordar uno nuevo.

7.- Si todo falla, siempre hay solución. Existen muchas actividades de apoyo en línea para niños que aprenden desde casa. Busca sitios o materiales que puedan ayudar a su hijo a aprender y progresar en su material. Si te encuentras perdido en qué hacer, entonces anima a tu hijo a leer. Busca libros para tus hijos y platiquen sobre ellos. Desarrollar el gusto por la lectura ayudará a tus hijos en todas las áreas de aprendizaje, sin importar cuánto tiempo no vaya físicamente a la escuela.

8.- Desarrolla nuevos talentos. Aprovecha este tiempo para hacer cosas nuevas con tus hijos, que usualmente no puedes hacer por falta de tiempo, como reforzar el desarrollo de lenguaje, las matemáticas o también clases de cocina y repostería. La idea es divertirse juntos.