Consejos para cuidar el medio ambiente desde casa

30/05/2019  Hoy en día ayudar a conservar el medio ambiente se ha vuelto un tema relevante,  cada vez más personas empiezan a crear conciencia que aún el más mínimo detalle va a favorecer en mejorar nuestro entorno y sobre todo va a repercutir en el futuro.

Hay sencillos gestos y pequeños trucos que puedes hacer a diario y contribuyen al cuidado del medio ambiente, tan fáciles que si los pones en práctica pronto se convertirán en un buen hábito.

Aquí te enlistamos algunos buenos consejos:

1.- Desconectar cualquier aparato electrónico que no esté en uso. Recuerda que los aparatos que están apagados pero siguen conectados consumen energía, por lo que es importante desconectarlos.

2.- Apaga las luces. Parece obvio, pero no nos damos cuenta de la cantidad de veces que encendemos la luz de una habitación que no ocupamos.

3.- Cierra las llaves de agua correctamente. Cuando no utilices el agua, cierra la llave y controla que no existan fugas.

4.- Cambia los focos de tu casa.  Los focos ahorradores se calientan menos, consumen menos energía, alumbran igual y duran más.

5.- Recicla todo lo que puedas. Antes de tirar ropa, libros o juguetes, piensa si puedes darles una segunda oportunidad para evitar gastar y comprar todo nuevo. Ahorrarás dinero y protegerás la naturaleza.

6.-Planta un árbol. Los árboles producen oxígeno y son esenciales para la naturaleza, puedes plantar un árbol en tu casa o en la comunidad donde vives, o bien al menos tener algunas plantas en tu casa ayudará también.

7.- Comer menos carne, la producción de ésta necesita muchos recursos. En Estados Unidos existe una campaña de salud pública que anima a la gente a no comer carne un día a la semana, esto, además, es bueno para la salud.

8.- Menos papel.  Recibir estados de cuenta o cualquier otra papelería de este tipo por correo electrónico en lugar de en papel. Puedes hablar a la compañía correspondiente y solicitar esta opción.

9.- Evitar el uso de plástico en situaciones innecesarias. Vasos o platos desechables y bolsas de plástico, muchas veces no se requieren  y sólo se genera un exceso de basura. Reutilizar botellas de agua y utilizar bolsas de tela para ir al supermercado hacen una gran diferencia.

10.- Disminuir el uso de  secadoras. Las secadoras son de los aparatos que más energía consumen en el hogar, por eso es mejor secar la ropa a la antigua: dejándola al sol, lo que, además de ahorrar energía, hará que huela bien.